ROBIN TROWER ‘Coming Closer To The Day’

(Mascot/Top Artist) El londinense figura entre de los artistas que hicieron del blues rock uno de los  estilos más exitosos de los sesenta y setenta. Tras hacerse un nombre militando en Procol Harum y montar un fallido proyecto, Jude, junto al cantante escocés Frankie Miller, Trower enfocó su carrera en solitario poniéndose al frente de un power trío en el que su guitarra, entre ecos de Hendrix, se convertía en protagonista absoluta. De 1974 a 1977 encadenó un póker de álbumes que alcanzaron el disco de oro y fue una codiciada atracción en vivo. De esos cuatro álbumes hay uno que puede considerarse un clásico absoluto del género, el más que recomendable Bridge of Sighs (1974), que con canciones como la que le daba título, «Day of the Eagle», «Lady Love» o «Too Rolling Stoned» ha marcado a generaciones posteriores de instrumentistas. Más tarde el languidecimiento del género le llevó a la supervivencia en el circuito de festivales y salas oldies y un servidor ha de reconocer que lo último que escucho de él fue Seven Moons su trabajo junto al legendario bajista Jack Bruce aparecido en el 2008. Así que no sabía bien que esperar ante la escucha de esta nueva obra y, la realidad, es que ha superado todas mis expectativas. Es indiscutible que no se desvía del camino que ha llevado musicalmente durante décadas pero las composiciones suenan relajadas, moldeadas con mimo e interpretadas con una naturalidad que acaba por hacerte olvidar que estás ante un artista de setenta y cuatro años y a pensar que bastantes de los actuales músicos del estilo darían algo por editar esta docena de temas. Robin se hace cargo de todos los instrumentos, excepto de alguna pista de batería, y también de todas las partes vocales dejando el sello de elegancia y el porte de un caballero de las seis cuerdas desde las primeras notas de «Diving Bell» hasta el punto final con «Take Me With You». Entre ellas hay blues de peso, «Ghosts», «Lonesome Road» (de lo mejor del lote) y un par de sedosas baladas que dejan la sensación de que está orgulloso de su pasado y contento de su presente. Sombreros fuera para el Señor Trower.

MANEL CELEIRO






Your email address will not be published. Required fields are marked as *

*