MOTÖRHEAD ‘Bad Magic’

motorhead-bad-magic(UDR Music)

Más de lo mismo, pero olvidaos de tópicos. Disco número veintidós, cuatro décadas de carrera, vodka en lugar de Jack Daniel’s… cualquiera puede echar mano de datos por todos conocidos para tratar de aportar una imaginativa excusa a porqué el nuevo álbum de Motörhead suena a lo que tiene que sonar, sin apartarse de unas directrices que no necesitan mayores justificaciones para seguir dando forma y sonido a una trayectoria tan coherente como inimitable. Por supuesto, ‘Bad Magic’ suena a lo que tiene que sonar, pero esta vez lo hace con un tono notablemente más cabreado que nunca. Y es que Lemmy debe estar hasta la coronilla de quinielas macabras y ridículas recomendaciones sobre cómo debería vivir su propia vida (si al señor Kilmister se le ve cansado, probablemente sea por tener que soportar tamañas gilipolleces). Por lo demás, al menos en los trece nuevos cortes de su nuevo trabajo de estudio, Motörhead continúan tan urgentes y apabullantes como de costumbre. Más directo y rotundo que su anterior álbum, el magnífico ‘Aftershock’, este ‘Bad Magic’ vuelve a regalarnos una nueva dosis de ese rock’n’roll acelerado y bien engrasado que tanto amamos, ideal para corear en directo junto a los clásicos de toda la vida (la inicial “Victory or Die”, Electricity” o “The Devil”, donde colabora el mismísimo Brian May, deben sonar a gloria en vivo), apartando el pie del acelerador solo para contribuir con una estupenda pausa dramática (la balada épica “Till The End”, donde el bigotudo bajista parece gruñir su personalísima declaración de inamovibles principios) y una versión (“Sympathy for the Devil”) que cierra el trabajo como anecdótico tributo a Sus Satánicas Majestades. En definitiva, otro gran disco de Lemmy, Phil y Mikkey, y con eso ya nos debería valer a todos. Dejemos a un lado las tonterías y centrémonos en lo que realmente importa: Motörhead han vuelto a ofrecernos un magnífico nuevo disco… así que disfrutadlo ahora, humeante y al rojo vivo, antes de que os lo tengan que recalentar. Esto, aquí y ahora, sigue siendo Motörhead en estado puro.

ALBERTO DIAZ

Please follow and like us:
error0
Tweet 20
fb-share-icon20


(Siguiente) »



Your email address will not be published. Required fields are marked as *

*