MICHAEL SCHENKER: TRES VOCALISTAS PARA TRES DISCOS

A punto está de comenzar la nueva gira de Michael Schenker por España. De acuerdo, ha venido unas cuantas veces, pero nunca se ha traído consigo a los tres vocalistas más clásicos de las tres siglas (MSG). La cosa ahora recibe el nombre de Michael Schenker Fest, y parece que será más que seguro que los fans del finísimo guitarrista teutón disfrutaremos de un aluvión de clásicos que se repartirán las voces de Gary Barden, Graham Bonnet y Robín McAuley. Cada uno de ellos firmó grandes discos al lado del pequeño de los Schenker y en Rock On Magazine hemos pensado que sería una buena idea destacar el mejor o más recomendable disco del guitarrista junto a cada uno de los vocalistas. Todo un power trio a las voces, sin duda.

MSG (1981)

Gary Barden es posiblemente el vocalista al que más partido le ha sacado Michael Schenker, y también el más sumiso, al menos en la etapa más clásica del MSG. La de Gary nunca fue una garganta especialmente privilegiada, pero su tesitura melódica y de tono muy agradable (con poco lugar para las inflexiones) fue perfecta para todas las ideas que bullían en la cabeza del guitarrista germano. Una serie de canciones donde la guitarra de Schenker está más expresiva que nunca –que ya es decir-, trabajadas hasta la perfección y que curiosamente necesitan de varias escuchas para poder captar toda la magia que contienen. Una voz que encaja como anillo al dedo a temas de hard rock musculado como la sincopada “Attack Of The Mad Axeman”, “But I Want More” o el himno “Ready To Rock”. O que se puede mostrar deliciosamente melódica en “Never Trust a Stranger” o “Looking For Love”. Un disco en el que todo encaja, con la mejor formación que ha tenido el hacha teutón (Barden, Glenn, Raymond y Powell) y que convirtió a principios de los ochenta a Michael Schenker en el espejo en el que todo aspirante a guitarrista se quiso mirar.

ASSAULT ATTACK (1982)

Y del dócil y efectivo (pero limitado) Gary Barden pasamos al excesivo –en todos los aspectos- Graham Bonnet. De fuerte carácter y estratosférica garganta el australiano duró poco junto al excéntrico Schenker, pero para la posteridad quedará este ‘Assault Attack’, para muchos el mejor registrado bajo las siglas MSG. Quizás la elocuencia a las seis cuerdas pierda un poco a favor de una mayor agresividad, pero es que el altísimo registro de la voz del ex Rainbow le permitió a Schenker componer sin trabas. Sirva de óptimo ejemplo el tema título donde guitarra y voz juegan en la misma líga sin dejarse amilanar el uno por el otro. Hard rock de alto kilataje  con una voz que puede con todo lo ponen por delante, ya sean las exigentes líneas melódicas de “Samurai” o “Dancer” o las soprendentes cadencias bluesies de “Rock You To The Ground” o “Secret Song”. Una química entre guitarrista y cantante sin apenas parangón en el hard rock, casi al nivel de Blackmore/Gillan. Lástima que la cosa durase tan poco.

SAVE YOURSELF (1989)

Curiosa era la que nos ha tocado vivir, la de las redes sociales. En su momento la alianza entre Robin McAuley y Michael Schenker sólo generó indiferencia y comentarios despectivos. Casi treinta años después se habla de ello como de algo irrepetible ¿?, cosas imagino producidas por un síndrome de Diógenes metálico propiciado por la edad de los fans. Honestamente, servidor siempre disfrutó de este disco, donde la parejita supo rebajar el elevado grado de comercialidad exhibido en el anterior ‘Perfect Timing’ (1987) y fusionarlo con un hard rock de corte más recio, dando lugar al disco más recomendable del McAuley Schenker Group. El tema título ya muestra arrestos, velocidad y cierto neoclasicismo que le sienta muy bien a Schenker. La graganta de McAuley echa el resto, perfecta para esta etapa del alemán, una voz melódica pero rasgada que es perfecta para el hard rock vacilón de “Bad Boys”, para el rock melódico pero directo de “Destiny” o para la comercialidad bien entendida de “Anytime” o de “What We Need”. No les funcionó en América como deseaban, pero esta es la mejor prueba de que la química entre McAuley y Schenker funcionó, aunque sólo unos pocos parecimos darnos cuenta en su momento.

XAVI MARTÍNEZ

Aprovechamos para recordaros nuevamente las fechas del Michael Schenker Fest.

27 de octubre – Escenario Santander (Santander)

28 de octubre – Sala Tótem (Pamplona)

29 de octubre – Sala Razzmatazz (Barcelona)

Entradas disponibles en RM Concerts.

 

Deja un comentario

*