JOHN GARCIA ‘The Coyote Who Spoke In Tongues’

(Napalm Records)

Poco podían imaginar los miembros de Kyuss cuando decidieron poner fin a la banda, entre otras razones por una repercusión que no acababa de cumplir sus expectativas, que tanto tiempo después devendrían uno de esos nombres de culto citados como influencia decisiva por generaciones de músicos posteriores y recordados con devoción por los fans. La historia de siempre, tantas veces acontecida en el pasado, el presente y el futuro de este negocio. Salvo el guitarrista Josh Homme, que ha alcanzado el éxito masivo con sus Queens of Stone Age, el resto de miembros han seguido manteniendo cierto status underground en todos sus proyectos. Caso de John Garcia, vocalista y una de las voces definitivas, y definitorias, del Stoner. Su garganta ha estado al frente de Slo Burn, Unida, Hermano, Vista Chino y la nueva encarnación de la banda madre Kyuss Lives! con Bruno Fevery en lugar de Homme. El pasado 2014, dio inicio a una carrera en solitario con un álbum bajo su propio nombre que tiene continuación ahora en ‘The Coyote Who Spoke in Tongues’. Metafórico título que avanza su contenido envuelto en una bonita portada. Acostumbrados a escucharlo entre guitarras recias y ritmos monolíticos el anuncio de este trabajo acústico despierta el interés por ver de qué manera se desenvuelve entre arreglos desenchufados. Grabado junto a Ehren Groban (guitarra), Greg Saenz (percusiones) y Mike Pygmie al bajo la gestación ha sido pausada y midiendo cada paso, el propio Garcia ha declarado que es uno de los discos más importantes de su carrera al que ha dedicado tiempo y mimo. En el hay temas de Kyuss y otros del catálogo personal del John. Como todas las grabaciones en que se reinterpretan en diferente formato canciones que han nacido bajo otros parámetros el resultado final puede ser controvertido y desigual. Complicado a priori entrar en la escucha de clásicos como “Green Machine”, “Gardenia”, “Space Cadet” o “El Rodeo” en lecturas más relajadas. Obviamente, unas funcionan mejor que otras pero todas resultan disfrutables ya que la novedad ejerce de gancho. Especialmente atractiva la adaptación de un pepinazo del calibre de la segunda, y algo inferior la recreación de la tercera que ya fue concebida así originalmente. Del resto del temario, destacan la que fue editada como avance, “Kylie”, atmosférica y con garra, y “The Hollingsworth Session”, con buen trabajo de guitarras y líneas vocales, aunque algo excesiva en su duración. Recapitulando, correcta grabación en que momentos inspirados conviven con otros más irrelevantes y que no hace olvidar en absoluto que sus cuerdas vocales brillan mucho más al frente de desiertos eléctricos y tormentas de arena.

MANEL CELEIRO






Your email address will not be published. Required fields are marked as *

*