ENTREVISTA STEVEN MUNAR

No nos cansaremos de repetir que Steven Munar es uno de los artistas más destacables dentro del actual panorama del folk rock hecho en este país. Muchos años al pie del cañón y ahora ha publicado su quinto disco en solitario que lleva por nombre ‘Violet Koski’ (La Cúpula/Miracle Records). Una colección de canciones que está recibiendo el aplauso unánime de la crítica, y es que tampoco es para menos, ‘Violet Koski’ lleva el estilo de Steven al máximo y hasta un poquito más allá. Pero nada mejor que el mismo protagonista nos cuente él mismo sus sensaciones sobre el nuevo álbum y alguna que otra cosa más. Aprovechamos para recordaros que Steven estará este sábado tres de febrero en la sala Fun House de Madrid para presentar ‘Violet Koski’.

UN ANTES, UN DESPUÉS Y UN PASO HACIA ADELANTE

Cuéntame un poco sobre la gestación de ‘Violet Koski’ ¿Ha sido un disco difícil de grabar?

Desde luego fue un proceso largo, tal vez más de lo que me hubiera gustado, pero una vez visto los resultados pienso que tal vez tenía que ser así; es decir, estoy muy satisfecho de lo conseguido y tal vez fue necesario ser paciente y no caer en ansiedades que seguramente hubieran sido negativas para el conjunto. De esas sesiones hay aún algunas canciones que están por mezclar y que supongo haré el año que viene.

La respuesta de crítica está siendo unánime al alabar este nuevo álbum ¿Esperabas esta reacción o ya estabas convencido de que esta colección de canciones son algo especial?

Me alegro que sea así, hacer un disco es algo muy laborioso y costoso y que se reconozca tu trabajo siempre es positivo. Sabía que estábamos haciendo un buen disco y que es muy variado, pero para serte sincero siempre que me enfrento a una grabación pongo toda mi fe en ella y busco que sea el mejor. Ahora toca ‘Violet Koski’, pero también valoro mis otros discos; en todos hay canciones con las que me identifico aún hoy.

¿Crees que este disco puede representar un antes y un después en tu carrera, o simplemente es un paso más hacia adelante?

Es una pregunta compleja pues es todo al mismo tiempo…un antes y un después y un paso hacia adelante. Mirando en retrospectiva mis tres primeros discos veo que corresponde a una especie de trilogía (nada premeditada en su momento) más folk-rock, más americano. Ya con “Time Traveller” hay un paso hacia adelante, nuevas/viejas influencias que en este último se han reafirmado y o ampliado. Un después porque es un disco más eléctrico, menos íntimo y con más proyección en directo a nivel de banda.

FOTO: SERGI MORO VALENTÍ

A nivel personal lo veo como un disco en el que en vez de dar un paso adelante prefieres recrearte en tu propio estilo actual ¿Lo ves así?

Si y no…Obviamente hay canciones que podrían estar en cualquiera de mis discos pero a nivel de sonido e incluso algunos temas sí que suponen un cierto punto y aparte.

Eso te quería comentar también, que aun así se sigue percibiendo aperturismo estilístico ¿Háblame un poco de canciones como “Stillness” con su influencia progresiva o la exuberancia rítmica de “Hey, Hey, Hey (Re Do It Again)”?

‘Stillness’ es una de ellas desde luego, más ambiental, más guitarrera..’Hey Hey’ sin embargo es una mezcla de presente y pasado. Siempre me han gustado los Talking Heads y con The Tea Servants los tuvimos en la época del Police Looking after Thieves, como referente. Aquí hay una cierta vuelta a esas sensaciones pero también algo de la música de baile de los setenta que no había hecho nunca.

También percibo una cierta melancolía que sobrevuela por todas las canciones en contra de la luminosidad que había en el anterior ‘Time Traveller’. Imagino que los estados de ánimo influyen a la hora de crear.

Es cierto, hay melancolía en este disco pero creo que es también marca de la casa.  ‘Time Traveller’ tiene temas como ‘Shiny Day’ o ‘What the Oracle Said’ que sí son más alegres, digamos, pero no dejo de ver cierta melancolía en ellos. Tal vez en ‘Violet Kosk’i esté más acusada esa melancolía

Tu anterior paso discográfico fue un recopilatorio con algunas rarezas para tus seguidores y con la canción nueva “Berlin”. ¿No te parece una canción demasiado buena para que se quede como un poco aislada?

Tal vez, pero al menos no se quedó como un single aislado en medio de lo efímero de la red como parecía era su destino inicial. Era un momento que no me planteaba meterme en el estudio para grabar un álbum y le  dio cierto empuje al recopilatorio. Me gusta “Berlin”(risas).

¿Qué me puedes contar de la canción “Fuck Your Vanity”? ¿Es tu hastío sobre los egos de juguete tan a la orden del día en las redes sociales?

Bueno como sabemos las redes sociales son un arma de doble filo, lo que es indudable es que hay una sobre exposición constante y eso si no eres al menos un poco consciente acaba siendo el paraíso y la trampa  del ego… luego, el vacío más absoluto.

También me han gustado mucho todos los arreglos del disco, especialmente a nivel de guitarras ¿Eres hombre de guitarras o estoy equivocado?

Gracias, sí, soy hombre de guitarras, ¡son mi debilidad! Aquí hay que mencionar el excelente trabajo durante todo el disco de Patricia Serrano, la guitarra solista. Que realmente se ha lucido.

Hace poco se ha presentado el documental sobre tu carrera y la de The Tea Servants. ¿Qué pensaste cuando se te propuso la idea? ¿Estás satisfecho con el resultado?

Sí, estoy muy satisfecho con el documental, es un gran honor. Sí pienso y hago referencia a una de las preguntas anteriores que sí hay un antes y un después del documental. Es una gran carta de presentación, recoge desde mis inicios con The Walk hasta la grabación de ‘Violet Koski’ y creo que puede ayudar a que gente que no me conocía descubra mi música.

XAVI MARTÍNEZ

FOTO PRINCIPAL: LUIS LECUMBERRY

 

 

Deja un comentario

*