AYREON ‘Ayreon Universe. The Best Of Ayreon Live’

(Mascot Label Group/Top Artist)

Pongámonos en situación. Ayreon es uno de aquellos casos extraños del mundo del rock que nace de una necesidad. Arjen Lucassen, guitarrista, compositor y gurú espiritual de todo el cotarro, decidió un día que no quería tocar más en directo -básicamente a causa de los ataques de pánico que sufría ante la perspectiva de subirse a un escenario-, pero que quería seguir componiendo música. Así, Ayreon, en sus más de veinte años de vida, se ha convertido en uno de los proyectos de estudio más populares y prestigiosos entre el metalerío mundial. Y si bien los Avantasia de Tobias Samett, el otro gran invento en esta misma línea, deriva por derroteros más power metaleros y operísticos, Ayreon se mueve por terrenos que discurren sin complejos por el heavy metal, el hard rock, el folk, el prog rock e incluso con matices de música electrónica. De aquellos productos que precisan tiempo y atención para poder apreciarlos en toda su dimensión. En ese sentido, Lucassen es un tipo valiente, pues va totalmente en contra de la tendencia actual de consumo y olvido aún más rápido. Los nueve discos de estudio de Ayreon grabados hasta la fecha están concebidos para paladearse con tranquilidad, perspectiva y los cinco sentidos en alerta. Si esperas música directa, urgente, de impacto inmediato, mejor ni te acerques. Ayreon rockea, pero primero tienes que pasar un proceso de cocción a fuego lento para pillarles la gracia, que la tienen y en abundancia. La actualidad la rige una paradoja, pues el pasado año Arjen se presentó en directo en tres fechas de septiembre del pasado año en la ciudad holandesa de Tilburg, no queda claro si por anhelo personal o por la creciente demanda de un público ansioso por contemplar lo que sus oídos habían escuchado tantas veces. Seguramente, ambos motivos. De hecho, las entradas volaron apenas salieron a la venta (aunque esa es una constante de hoy en día). Y a partir de ahí la cosa va de números: dieciseis cantantes, nueve músicos sobre el escenario, y todas las cifras propias de una gran producción. El listado de nombres colaboradores es de los que tira de espaldas: Floor Jansen y Marco Hietala (Nightwish), Hansi Kursch (Blind Guardian), Anneke Van Giersbergen (The Gathering, Vuur…), Jonas Renkee (Katatonia)… el sueño húmedo de gran parte de los fans del eurometal. El resultado, como no podía ser de otra manera, es aplastante. Un doble disco en el que las interpretaciones son brillantes, el sonido es todo lo bueno que puede ser y el público muere de felicidad. ¿Pegas? Ninguna, sólo que éste es un trabajo que se aprecia más viendo quién hace qué, pero para eso tendremos el DVD, con su sonido envolvente y sus miles de horas extra. Lucassen puede estar contento, su magnífica obra ya forma parte del imaginario colectivo metalero mundial, ha podido mirar a los ojos a sus seguidores y ya tiene un excelente documento audiovisual para revisar en la posteridad una y otra vez. Como he dicho antes, requiere tiempo asimilar esta propuesta, pero el grado de satisfacción final es elevado.

YURI VARGAS

Deja un comentario

*