5 CONTRA 1: SANTIAGO LORENZO

santiagoLorenzo_jlj08Cineasta maldito, hacedor de imposibles manualidades y novelista ejemplar. No se pierdan Mamá es boba ni dejen de leer Los millones y Los huerfanitos: oro puro para paladares cansados del más-de-lo-mismo.

 

LOS CINCO

Malcolm Scarpa: The Road of Life Alone (1995)

Mi lista de cinco discos estaría compuesta por cinco discos de Malcolm Scarpa. Pero disimulemos tanto entusiasmo.

Elton John: Goodbye Yellow Brick Road (1973)

Ahora es una vieja carca, pero encontrarse en 1973 con un tío que calzaba taconazos, que llevaba esas chaquetas y que hacía estas canciones era algo delirante. ¿Acabarán como viejas carcas los de los taconazos de hoy? Sí.

Leonard Cohen: Death of a Ladies’ Man (1977)

Cohen solo está bien. Cohen con Phil Spector es una mezcla de contención y barroquismo que resulta desarmante.

Keith Jarrett: The Köln Concert (1975)

La belleza como óleo, trementina y linaza para pintar el desasosiego.

La Mode: El Eterno Femenino (1982)

La obra de un hombre de brillantez inusitada (Fernando Márquez) que mandaba al cuerno a todo el progrerío cantautorero de la época a base de toneladas de romanticismo individualista y outsider – el romanticismo verdadero.

 

EL UNO

José Luis Perales: Tiempo de Otoño (1979)

De crío me grabé de la radio «Un velero llamado Libertad»… me sigue dando vergüenza hoy, imagínate entonces.

Deja un comentario

*